Sería como un pequeño lugar de egocentrismo en el edificio "Yo" de la calle "Siempre".Un sitio donde jugar a quererme sea una ley y esté obligada a no llorar. Donde mis sueños se hagan realidad solo con cerrar los ojos. Un santuario. Un lugar pequeño y seguro en un mundo de egoísmo. Como un oásis en un cálido desierto; como un beso entre mis lágrimas. Un reducto de paz donde podría parar a pensar en como ser mas felíz. Donde el dolor no existiera. Donde las lágrimas se negaran a salir por miedo a molestar. Un pequeño rincón de amor propio.

16.10.11

Voy caminando de vuelta hacia vos.


Hoy este fuerte viento que sopla es para mí, cuanta gente hay que desconfía de vos sin embargo, hoy te quiero más. Estoy tan cansada y acostumbrada a no esperar nada de vos, igual que ayer no estoy; igual que ayer me voy: soñando, esperando un milagro de vos. 

Visitantes recientes